lunes, 17 de septiembre de 2007

El hombre que amaba a todas las cosas

Mariano había vivido toda la vida en un pequeño pueblo de Castilla, era un hombre sencillo, afable, muy tímido y con una tremenda sensibilidad. Mariano amaba a todas las cosas, adoraba las primeras flores que anunciaban la primavera, le encantaba ver a las ranas saltando en el río, se quedaba absorto mirando a la luna durante horas, quería a todos los habitantes del pueblo y habría dado cualquier cosa por ellos, además ningún hijo podría querer más a sus padres como él. Sin embargo, Mariano tenía un problema: no era capaz de expresar ese amor que sentía, lo que le ocasionaba a veces una sensación muy extraña en el pecho. Esto provocó que en el pueblo todos pensaran que estaba un poco mal de la cabeza, era muy complicado extraerle alguna palabra.

En un caluroso día de verano llegó al pueblo un grupo de amigos a pasar las vacaciones en la recientemente abierta casa rural. Mariano al cruzarse con ellos por la calle les observó fijamente y en su interior notó lo que experimentaba todo el tiempo: un amor hacia aquellos hermosos seres venidos de la ciudad. Sin embargo entre aquellos forasteros centró más su atención en una chica, no había visto nunca nada igual, era rubia, ojos marrones con un brillo deslumbrante, una piel nacarada, tersa y suave, con unos finos rasgos que marcaban una enorme sensación de alegría, jovialidad, optimismo y vivacidad que Mariano aspiraba con fruición. Notaba como aquella muchacha estremecía todo su organismo, nunca jamás había experimentado un grado de amor semejante.

Día tras día la veía pasear por el pueblo junto al resto de amigos pero no se atrevía a acercarse a ella, algo se lo impedía, desearía poder enfrentarse a aquella viva mirada y expresarle con palabras todas las sensaciones que se habían aposentado en cada una de las partes de su cuerpo, ya no le quedaba espacio en si mismo para soportar más amor, sabía que iba a producirse una explosión provocada por aquella muchacha, debía hacer algo, hablar con ella, contarle todo lo que sentía pero no sabía cómo hacerlo. Cada vez que la veía notaba una punzada en el corazón y pensaba: "ahora o nunca" pero sus músculos llenos de amor no le respondían, estaban petrificados, ya no le pertenecían, era presa del deseo, deseo que le atravesó un buen día como una espada afilada, cortándole la vida y con ello la posibilidad de rozar la piel de la persona más hermosa que jamás Mariano había visto.

41 comentarios:

Chiripitiflautica dijo...

Todos hemos sentido alguna vez un amor que nos deja inmoviles... son bonitos pero muy duros!
Por cierto: precioso el cuento

PeterPsych dijo...

Si Mariano hubiese tenido la dirección de msn de la chica en si no le habría pasado esto. Seguro que se hubiera atrevido incluso a decirle ¡GUAPA! Y después de tres birras, incluso hablaría de sacarle las bragas, jajajajaja

Kay dijo...

La timidez es una putada enorme (perdón)

Kay dijo...

Te quedó muy chulo el header, me gusta :)

EnLaOscuridadDeLaNoche dijo...

Qué bonito... y qué triste...
Me ha encantado :-)
Un besazo.

Hasta los cojones. dijo...

Yo tengo un familiar que es tímido, pero enfermo de timidez y es una enfermedad horrible.

Un abrazo.

yaves dijo...

jo que pena, que final más triste, pensaba que al final la iba a decir algo y que la cosa acabaría bien..
bessos

Alana dijo...

Soy un poco como Mariano.. así que lo entiendo. Esa sensación cada vez va a más y la bola se hace más y más grande, lo mejor es sacarla, pero todo el mundo no sabe. Quizás de primeras no puedas decirlo todo, pero y si empieza por un hola?

Cat's dijo...

una timidez tan grande no puede ocasionar mas qué complejos y dolor.
Es importante el entorno, pero y si la chica se hubiera dado cuenta?
por cierto Chasky´s date una vuelta por mi mundo, te invito una manzana.
saludos

Agata dijo...

La de cosas que hemos perdido por miedo.Miedo a hablar,a caer mal,a que se rían,a que nos digan que no...Luego ha venido otro/a y nos ha terminado de robar lo que era nuestro.Lo malo es que eso hace desgraciada a mucha gente.Eres un buen escritor.Algún relato también he escrito,están en mi blog,pero no tan bueno.Saludos,criaturilla.

Lara dijo...

Es malo no esteriorizar los sentimientos, pero cada uno es como es. La lástima es la de cosas que podrían haber sido y nunca serán.
Me ha encantado el post chasky.

Espineli dijo...

Uy yo soy muy abierto, auelo exteriorizar mis sentimientos y ese tipo de cosas.
Salu2.

Cotu dijo...

la vida es dura, otra vez será. Me a encantado

Los Cuernos del Moises dijo...

Buufff, he estado ausente y creo que me he perdido algo....¿estás enamoradillo???....
Coñas a parte, me ha gustado el relato aunque creo que quién más o quién menos expresa sus sentimientos a su manera, otra cosa es que los demás entiendan lo que queremos decir....Mariano podía haberle regalado una rana a la chica...para él sería una muestra de su amor puesto que a él le gustaban las ranas, para ella seguramente habría sido un pirado...
Me refiero a que muchas veces no es necesari expresar los sentimientos con palabras, un simple gesto es necesario, eso sí, para eso es imprescindible que el emisor y el receptor emitan en la misma frecuncia....

Miss Ketchup dijo...

Jo, es muy bonito pero muy triste. Eso es una gran putada.

Besos!

Owned dijo...

Que jodida.

pez dijo...

Mira que es terrible el miedo.

Rake dijo...

Que bonito te ha quedado! Me ha gustado mucho!! Pero yo como todos, esperaba un final feliz!
1 besillo!

Chasky dijo...

Es que no sé la razón pero me encantan los finales trágicos o que terminan mal.

Agata dijo...

Pues disfruta,chiquillo.Los dos que yo me he atrevido a hacer en mi blog son de tu gusto.Hoy he publicado uno de ellos.Si no quieres dormir ésta noche,te invito...A LEERRRRRR

carmncitta dijo...

Me ha encantado la historia, incluso el final, supongo porque no los veía juntos, no le veía dando el paso para expresar sus sentimientos.

por cieeeeeeerto ta muy chulo el nuevo look del blog :D

Xufi dijo...

Pero en la vida también hay que arriesgar y atreverse.

Pipistrellina dijo...

Me ha parecido muy triste. Me habría gustado que hubieran terminado juntos... :'(

Muy chula tu nueva cabecera!

jobu dijo...

Amores en el aire muy triste.

jobu dijo...

Como cambiastes tu letrero cambié tu link.

Chasky dijo...

Jjejeje, que detallista que eres, muchas gracias amigo.

Lady_Drawlight dijo...

El amor como un dolor en el costado... Espero que fuera correspondido porque soy amante de los finales felices.

bernal dijo...

joer... que potito...

sorderita dijo...

Eres un cabrón.
¿Qué te ha hecho el pobre Mariano para que tuvieras que cargártelo?. Desde luego...

¿Es que no puede haber nadie en el mundo que sea un poco feliz?.

El relato muy bonico, pero el autor hoy ha estado tontico.

sorderita dijo...

Perdón por lo de cabrón.
Debería haber escrito ser sin extrañas.

Exijo ahora mismo que reescribas el relato con un final feliz.

¿Pero que te ha hecho el pobre Mariano? Un hombre sencillo, en su pueblo, con sus cosas, sin preocuparse de hipotecas o del tren/metro o de... en fin póngase aquí lo que a cada uno de los que vivimos en la gran ciudad nos jode.

Y encima vas y te lo cargas...
Espero que uno de tus dientes se enamore de un número y conozca el verdadero sufrimiento.

Y deja la Guinness que estás muy amarillo.

Lety dijo...

jaja,me ha encantado! :D me gustan los finales trágicos,porque siempre te los esperas menos y porque...normalmente suelen ser los que más se ajustan a la realidad!:)
Por cierto...que como he estado un poco desaparecida,he visto que has cambiado la plantilla dle blog,me gusta,mola! :D

Un beso!! :)

chuliMa dijo...

anda, pero ha muerto el mariano???

Por cierto y como detalle para el psicoanalista de turno..
"no era demasiado alta pero desprendía una enorme sensación de alegría"
Estoo, estoooo...es que???

saluditos

Chasky dijo...

Tienes toda la razón, acabo de cambiarlo porque lo que había escrito era una gilipollez tremenda.

Scuaret dijo...

El hombre que amaba a todas las cosas menos a si mismo, eso ya es caer bajo querer todo menos a ti mismo...
SAludos

kabukimen dijo...

LA cabecera mu chula, pero mi corazon se ha roto al no ver ni un solo superfriki por ningun nsitio snif, snif

Cat's dijo...

yo tambien soy muchisimo mas lennoniana y te diria que HARRISONIANA, jajajajajajajajjajja. Mccartney me empezó a gustar en ese concierto pero tenia una negacion hacia él... en fin. Eso.

Patri.Cia dijo...

Que mono!!
Es horrible no poder decir lo que sientes, pero desgraciadamente es algo que pasa con demasiada frecuencia haciendo perder maravillosas oportunidades...
Besus!!

Vitore dijo...

Tengo que reconocer una cosa: estoy vago últimamente a la hora de leer blogs que normalmente leo. Hoy me he parado en esta historia tan triste y bonita a la vez. Enhorabuena.

Pat dijo...

El amor platónico puede ser una putadaa veces pero nos hace soñar, aunque a veces se convierta en pesadilla.

peterpanpais dijo...

Los buenos sentimientos hay que contarlos; si los dejas pasar puede que para cuando te decidas ya sea tarde

Remedios dijo...

Los sentimientos que no se dicen son como las más grandes ideas que no se hacen realidad, de nada sirven. Saludos y ahi chequen este video está muy divertido. Bye.